13 may. 2009

EL MAESTRO

Este 15 de mayo se celebra en nuestro país el día del maestro.
Mi primera experiencia como profesor la tuve en un centro cultural justo al terminar la carrera de cinematografía. Si mal no recuerdo era un curso de apreciación cinematográfica; luego vinieron cursos similares en diferentes facultades universitarias y luego dos cursos de realización cinematográfica en la escuela de cine donde estudié. Vendrían después algunos cursos diversos de manera esporádica que mis otras ocupaciones profesionales me permitían. Siempre me gustó llegar al salón de clases y esperar la llegada de los alumnos para compartir con ellos alguna información que preparaba. Acabo de iniciar un curso de guión cinematográfico, justo cuando en la mayoría de las escuelas y universidades del país se reanudan las clases después de la emergencia por la influenza. Las asociaciones de padres de familia solicitaron a los maestros a acudir a sus aulas este 15 de mayo, para recuperar el tiempo perdido, sin embargo la líder de SNTE (Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación) se negó diciendo que los maestros se merecen ese día de descanso. Me resulta difícil entender la actitud de la muy discutible postura de los maestros de nuestro país, justo en estos momentos, que se necesita del trabajo conjunto de todos para salir de esta emergencia sanitaria y económica también. Allá ellos. Este viernes 15 de mayo, yo acudiré puntualmente a mi salón de clases, a compartir con mis alumnos la fabulosa aventura de la escritura del guión cinematográfico. No encuentro mejor manera de pasar ese día, que con ellos.

5 comentarios:

  1. Me alegro Jose. No hay mejor manera para salir adelante, que seguir caminando y si no lo hacemos dando ejemplo, ¿como van aprender los que vienen después?
    Espero que disfrutes de tus clases, yo intentaré disfrutar de las que imparto, que por cierto, son muy distintas a las tuyas.
    Besicos muchos y felicidades, sr.maestro.

    ResponderEliminar
  2. Igualmente felicidades para ti y tus alumnos. Por cierto, soy de los que piensa que al dar clases, yo también aprendo. Saludos

    ResponderEliminar
  3. como esposo de maestra... ¡felicidades!

    ResponderEliminar
  4. Un maestro que tiene ganas de estar con sus alumnos se merece un premio. En mi país la mayoría huye de ellos, cumplen y adiós.

    ResponderEliminar
  5. El día además fue agradable por la asistencia de nuevos alumnos que se presentaron al curso. Ese es mi premio Francisco. Saludos

    ResponderEliminar